Saltar al contenido
sensoresautomotrices.net

Sensor ECT

Al hablar del proceso de combustión que se genera en el interior del motor de todo vehículo, debemos mencionar algunos sensores que propician esta acción. Entre los sensores involucrados, está el sensor de temperatura del refrigerante. Un sensor importante de conocer y del cual detallaremos todo.

Qué es el sensor ECT

Es un sensor termistor, ya que cuenta con una resistencia que variará según la temperatura de su entorno. Estos sensores son de tipo NTC (Coeficiente de temperatura negativo), ya que la resistencia va a disminuir o a aumentar, según la temperatura de lo monitoreado.

La ubicación de este elemento normal está en el fondo y parte baja del motor. En donde los encontrarás enroscados usualmente al cabezal del cilindro. Un lugar estratégico para estar en constante contacto con el líquido refrigerante.

Para qué sirve el sensor ECT

El principal y único trabajo del sensor es medir la temperatura del líquido refrigerante del motor, para proceder a enviar estos datos a la PCM del vehículo. Un ciclo que se repite constantemente desde que enciendes el automóvil.

La PCM toma muy en cuenta los datos recibidos por el sensor ECT, ya que él, más que cualquier otro sensor, está en contacto directo con la temperatura del motor. Esta información la PCM la utiliza para controlar la inyección correcta de combustible para la combustión y cambiar la relación aire-combustible que el motor necesita.

Este proceso tiene bastante importancia, ya que al medir la temperatura del motor se pueden tomar la acciones correctas. Por ejemplo, si el motor se encuentra frío, la inyección de combustible debería aumentar, para que el motor logre calentarse rápido y no vaya a apagarse repentinamente.

Y en caso de que el motor esté caliente, el sensor captará esta temperatura y podrá encender el electroventilador del radiador. Si esto no ocurriese, el sobrecalentamiento sería de un nivel tan alto que pudiera causar una falla irreparable en el motor.

Cómo funciona un sensor ECT

Como hemos mencionado, su funcionamiento se basa en una resistencia NTC, un comportamiento en el cual, se disminuye la resistencia cuando aumenta la temperatura del motor. Un proceso que también lo ejerce el sensor de temperatura de aire de admisión en la garganta que lleva el aire al motor.

Esta señal es inversamente proporcional, ya que la PCM del vehículo interpreta y procesa esos valores cómo temperaturas del refrigerante. Con los datos de este y otros sensores, el módulo de control del motor podrá tomar las decisiones más acertadas para la inyección de combustible.

Fallas que puede ocasionar un sensor ECT averiado

Como cualquier otro dispositivo, el sensor ECT puede sufrir daños y averiarse completamente, existiendo fallas más comunes que otras con características destacadas:

  • Una poca economía de combustible es producto de señales erróneas por parte del sensor ECT, afectando la regulación que realiza la computadora entre el combustible y el aire. En estos casos, se usa más combustible de lo debido, afectando directamente el funcionamiento del motor.
  • El humo negro desde el tubo de escape es un síntoma causado por el mismo consumo excesivo de combustible, ya que la PCM enriquecería la mezcla a un punto en el que la combustión sea difícil. Finalmente, el combustible pasará crudo y se quemará en el escape.
  • Luz del motor encendida: Es de los primeros síntomas que notarás y deberás prestar gran atención, ya que la PCM indica que el coche necesita de una revisión.
  • La marcha mínima inestable es normalmente causada por un sensor ECT averiado. Esta falla es también el resultado de mezclas desequilibradas de combustible y aire. Haciendo que el vehículo al estar en baja velocidad, se agite, acelere o pierda potencia.
  • El motor puede sobrecalentarse si el ventilador de enfriamiento no se enciende nunca debido a que el sensor ECT no envía una señal correcta en donde el motor ya está caliente y la PCM lo interpreta como si el motor aún está frío.

Como consecuencia, el ventilador encargado de eliminar el calor del refrigerante y evitar sobrecalentamientos, nunca es encendido por la PCM y el motor corre el riesgo de tener daños irreparables.

Cómo probar que el sensor ECT funciona correctamente

Desde el momento en el que notas la luz de Check Engine en el tablero de tu vehículo, lo ideal es escanear el vehículo mediante un escáner automotriz. De esta manera podrás verificar en vivo los valores del sensor ECT. Corroborando que su temperatura esté alrededor de los 90 °C cuando el motor esté caliente.

En caso de que no dispongas de un escáner OBD2, puedes comprobar el sensor con un multímetro de la siguiente manera:

  • Ubica el sensor ECT en tu vehículo, si se te dificulta, puedes optar por consultar su ubicación con un manual de servicio del modelo de tu coche.
  • Conecta el extremo del cable rojo del multímetro con el extremo terminal del sensor ECT, y la conexión a tierra del sensor con el cable negro del multímetro.
  • A continuación ve las lecturas del multímetro, anota estas lecturas iniciales y enciende el motor por varios minutos.
  • Debes mantener encendido el motor por varios minutos hasta que notes que ya está caliente.
  • Ahora, vuelve a anotar los valores de la lectura y compáralos con la primera lectura que anotaste, si la diferencia entre una y otra lectura logra superar los 200 ohmios, el sensor funciona correctamente.

De lo contrario, verifica las conexiones y los cables del sensor, y de ser necesario, reemplaza el sensor ECT.

Preguntas frecuentes

¿Cómo limpiar el Sensor ECT correctamente?

Para esta labor no es necesario que seas un experto, ni un ingeniero automotriz. Para limpiar este delicado sensor es importante conocer sus partes y donde está ubicado. Cuando lo visualices, desenróscalo y retíralo del motor.

Con un spray rocía bien todo el componente y sécalo con aire de presión, evitando que quede rastro de humedad, para que no pueda presentar fallas el sensor ECT.

Es importante mantener en buen estado tanto los sensores que se involucran en el funcionamiento del sensor ECT, como los cables y circuitos que se conectan a él.